Fi Construcciones – Ingenierìa de Suelos

sector público

Sector Público

     La problemática de la subsidencia (hundimiento del suelo), cuando ocurre bajo edificaciones e infraestructura, produce daños estructurales tales como grietas en paredes, hundimientos, desniveles, aberturas trabadas, entre las patologías constructivas más frecuentes.

     La evidencia muestra que ciudades enteras de la Provincia de Córdoba han sufrido inundaciones (ej: Colazo, Hernando, Pozo del Molle), pero también ascenso del nivel freático (con epicentro en Marcos Juarez, Leones, y Venado Tuerto). A su vez, el colapso de edificaciones se ha dado también por: motivos geológicos (suelos de granulometría fina como limos y limos-arcillosos); por movimientos de suelos asociados a nuevas construcciones cercanas; y por problemas de drenaje

     Aparte, en muchas ocasiones, la infraestructura no es realizada como corresponde, o simplemente se deteriora con el paso del tiempo, lo cual da lugar a la necesidad de mantenimiento correctivo: colegios, hospitales, pero también calles, rutas, edificación pública e infraestructura de conducciones.

    Consecuentemente, los requerimientos de ingeniería de suelos se producen tanto en construcción a edificar, como así también en las que previamente han sido construidas: mientras en las primeras el factor clave a comprender es la/s solicitud/es de carga de la nueva estructura; en las segundas, se fundamentan principalmente en el hecho de que algún shock negativo pudo haber afectado la misma. Ante esta última situación es pertinente mencionar que hoy es posible reparar la edificación dañada. Más aún, la reparación más conveniente (en términos de dinero y de tiempo) que la demolición y vuelta a hacer. Por último, mencionar que más importante aún es trabajar en la prevención para prolongar la vida útil de la infraestructura al mismo tiempo que reducir daños y costos de reparaciones futuros que suelen ser crecientes en el tiempo.

Estudios de Caso

¿Por qué elegirnos?

Probada efectividad

+150 trabajos realizados exitosamente en todo el país con referencias comprobables.

Mínima invasividad

Sin paralizar actividades; sin desalojos; sin movilizar mobiliario; sin suciedades ni molestias.

Bajo impacto en la arquitectura

Sin excavaciones ni demoliciones, solo se realiza un orificio de 4cm de diámetro en la unión de pared y piso. Baja o nula reposición de solados.

Versatilidad y controlabilidad

Nuestra tecnología nos permite intervenir todo tipo de sitios, como así también elevar losas de hormigón a su nivel óptimo debido al control del caudal y de la presión inyectada.

Rapidez

Reparamos 40m2 diariamente, en promedio.

Amigable con el medio ambiente

Nuestro equipo de trabajo está formado para evitar realizar excavaciones, roturas y suciedades, lo cual implica reducciones en el uso de materiales empleados, que de por sí son sustentables.

Refuerzo del futuro del inmueble

El sitio tratado queda nivelado, sin fisuras, más estable y con garantía.

Ahorro de costos

Las reducciones tanto en los materiales empleados como así también en los tiempos de ejecución de obra nos permiten ofrecer una propuesta económica altamente competitiva.